martes, 23 de mayo de 2017

Las chicas del cable

Hola chicos, siento mucho no haber podido traeros nada relacionado con libros pero estoy en semana de exámenes y no tengo tiempo para leer y menos aún para escribir una reseña como dios manda.


Hoy vengo para hablaros sobre series, especialmente sobre una serie en concreto, la nueva serie española de Netflix: Las chicas del cable. 
Bueno esta es una serie que empecé hace cuatro días. Sólo con deciros esto ya os estoy diciendo que es muy buena, ya que me la he acabado en tres días. 
Esta serie está situada en los años 20, el simple hecho de que estuviera situada en esta época me llamo muchísimo la atención por la vestimenta y toda la escenografía. Esta serie está relacionada con la situación de las mujeres en aquella época. Esta serie nos enseña como las mujeres en aquella época no tenían derechos y eran manipuladas y tratadas como si fueran simples objetos.


Además de tratar temas relacionados con las mujeres y la sociedad de aquella época también nos cuenta una historia de amor entre una chica, Alba y un chico, Francisco que huyen del pueblo en un tren y llegan a Madrid.  
Una vez llegan a Madrid pasa algo que hace que los dos se separen y no vuelvan a verse en mucho tiempo, al cabo de 10 años podemos ver como Alba ha tenido que convertirse en una ladrona, por un problema que tuvo, y robar para la policía. Francisco en cambio consiguió rehacer su vida y ahora está casado con una mujer, cuyo padre es el dueño de una empresa muy conocida de telefonía. Blanca Suarez que en este caso es la actriz que hace de Alba acude a esta telefonía para robar. y entonces a partir de aquí se encadenan una serie de hechos que hacen que Alba tenga que fingir ser otra persona para poder entrar a trabajar en la compañía de telefonía.
Allí, en la compañía, conoce a sus amigas, que son las chicas que integran el grupo que da nombre a la serie: las chicas del cable. También se van desarrollando una serie de situaciones que tienen que ver con las otras telefonistas como historias amorosas o familiares.


Además la relación entre Alba y Francisco se hace aún más entretenida por el hecho de que se entromete Carlos, el hermano de la mujer de Francisco, que desde un primer momento se siente muy atraído por Alba e intenta conquistarla en numerosas ocasiones. A parte de el echo de que la participación de este personaje, como ya he dicho, hace más interesante la relación, también le da un toque de humor, ya que Carlos es el típico don juan que se liga a todas las chicas y en este caso Alba se convierte en su excepción.

La verdad es que esta serie me ha gustado muchísimo ya no sólo por la trama sino también por la escenografía, que como ya dicho me llamo muchísimo la atención, a mi parecer los vestidos representan muy bien la época y te hacen sentir como si tu misma estuvieras viviendo los problemas de las protagonistas, creo que la escenografía le ha dado un gran punto a favor a la serie, ya que realmente te hace sentirte identificado con las protagonistas.


Otro tema que trata y que me ha resultado muy sorprendente es algo relacionado con golpes de estado, escuchas, etc. Pero de esto no os comentaré nada, ya que prefiero que lo descubráis por vosotros mismos.

En el nivel de interpretación me ha gustado mucho, sobre todo la actuación de Blanca Suarez, como Alba, Ana Fernandez, como Carlota, Sara Millán, como Ana y Yon Gonzalez, como Francisco. Me parece que estos 4 actores han hecho de la serie una obra de arte, representan muy bien sus papeles y realmente te hacen coger cariño a cada uno de los personajes. Dentro de esta serie hay muchísimos mas temas que me encantaría tratar, pero no os quiero estropear la serie, así que no diré nada más.

En conclusión, os recomiendo muchísimo esta serie, sobre todos si estáis interesada en temas que tratan el machismo y la vida de las mujeres en los años 20. Es una serie que me ha entretenido y que espero que vuelva con una segunda temporada igual o mejor que esta.










No hay comentarios:

Publicar un comentario